CURP, un problema que pocos conocen

CURP, un problema que pocos conocen

La Clave Única de Registro de Población creada a finales del último trimestre de 1996 durante el gobierno presidido por Ernesto Zedillo Ponce De León fue instalada en masa en las grandes ciudades mexicanas, antes que en otras partes el DF como capital federal y municipio más poblado fue el primero.

Posteriormente al Distrito Federal, vinieron Toluca, Aguas Calientes y Puebla. El CURP se fue instalando poco a poco en estas ciudades que fueron calificadas por la secretaria de gobierno mexicana como unas de las más necesitadas para  la Clave Única de Registro debido al registro de personas que vivían por metro cuadrado.

Desde 1996, hasta fechas hasta el día de hoy se estima que 140 millones de personas fueron añadidas a la base de datos aztecas, sin embargo existen ciudades o pueblos dónde hay gente que no sabe lo que significa el CURP y sus beneficios, así como la obligatoriedad que representa tener el código de 18 dígitos.

A pesar de todo esto hoy en día, el CURP ha servido de gran ayuda a la población azteca, pero también se ha prestado para realizar cosas indebidas dentro del sistema social mexicano y que han entorpecido labores políticas y de reintegración en la nación.

Pagos sin registro

Luego de varias investigaciones llevadas a cabo por técnicos policiales, periodistas y expertos contables en impuestos ciudadanos se ha descubierto que varios alcaldes y gente con acceso a fondos públicos del estado han enviado dinero a personas que no cuenten con el CURP, cosa que es totalmente inválida.

El primero en denunciar el problema fue Andrés Manuel López Obrador, quien pertenece al partido MORENA y principal candidato a los próximos comicios electorales.

López Obrador señaló que en estados pequeños y pueblos dónde ningún político ha puesto el ojo el problema con los CURP y la destinación de fondos públicos son un problema que ningún gobierno ha querido hacerse cargo de él.

Actualmente el otro candidato a las contiendas presidenciales del año que viene en México, Ricardo Anaya, está acusado de malversar fondos mientras fungía como político en la provincia federal, Anaya destinó 55 millones de pesos en la Clave única de Registro de Población para ancianos que no tenían dicha identificación y personas fallecidas.

Luego de una reunión con la asociación de contadores públicos, los partidos políticos mexicanos pudieron corroborar el desfalco ocurrido, el presidente Peña Nieto aseguró tomar las medidas pertinentes para el CURP y sus prestaciones.

Leave a Comment